clic

Inicio   Obra   Links   Galería   Agenda   Textos   Entrevistas   Contacto  
 
12/17/2015 7:08:03 PM Genesis Prosa

 

Peso, pero no en la balanza

Transcurren días en mi existencia que no son los de ustedes.

Yo comprendo vuestro límite, ¿comprenden ustedes el mío?, ¿porqué han tenido

hijos?

Me acusan de la velocidad del tiempo y de la muerte. Con horror ven morir la

mosca, ella confía en mí, yo confio en ella..., ¡amo a las moscas!

Me culpan de la inmensidad de los espacios y de la muerte, pero no de la vida, me

acusan de la soledad pero no del encuentro y la amistad, me culpan del sufrimiento

y la pobreza pero no del placer, ni del deleite ni de la abundancia. Me acusan del

niño pobre, del niño enfermo, del disminuído, pero no me acusan del niño feliz.

¡Toda felicidad les parece natural y merecida!

¡Todo dolor les parece injusto!

¡Toda abundancia es lógica!

¡Toda carencia les resulta absurda!

No se dan cuenta de que soy tan sólo un Dios...

Yo no hago vida como un fabricante, ni decido quién muere como un verdugo, yo

no invento guerras, ni mando pestes... Soy vida, como el agua es agua, como

ustedes son ustedes,

De la relación de la manifestado y lo no manifestado surge la creación como un río

inagotable. Yo soy el Dios que mezcla los colores con los no-colores. Cuando la luz

los toca, viven, cuando la luz no los toca desaparecen a la vista.

¿Dónde estaban antes de nacer?, ¿Dónde irán después que la luz los abandone?

¿Valen más ustedes que los que vivieron?, ¿Valen más ustedes que sus nietos

nonatos?

¿Dónde están ahora los que vivirán?

Millones de seres convergen a la vida.

Millones de seres convergen a la muerte.

Estupor me causa que no se pregunten quién sostiene la luz. De quién es la

volun¬tad que perfecciona las especies, quién le da la fuerza al semen.

Humanidad: especie sindical del universo, ¡Animal reclamador!

Estupor me causa que no se pregunten quién sostiene al mundo, de quién es la

voluntad que perfecciona las especies, quién le da fuerza al semen.

¿Se preguntan, acaso, de que me alimento?

Los antiguos creían alimentarme con animales y personas, ofrecían sacrificios.

Ingenuos ellos, pero sensibles, supersticiosos e ignorantes. Pero no más que

ustedes.

Comen mi carne, beben mi sangre, me sacrifican con naturalidad, administran mi

cuerpo como mercaderías.

Pero se preguntan alguna vez, sinceramente, cuál es mi comida, de que se nutre su

Dios, cuál es mi realidad, qué espero Yo de mí, de la creación, de ustedes. Toda

relación es entre partes... soy sólo un Dios.

Soy impetuoso, espaciosa es mi morada, sentido de mis limpios ojos. Rotundo es

mi amor, desdichado estaba sin crear, instinto de Dios, Yo soy mi propio instinto.

Azules, celestes, rojos, rosados abrumadoramente grises, latidos, insensatez,

reposo, cálculo, oscura piedra, circunstancias de dioses, huesos, carnes

ensangren¬tadas, muerte.

La pared crece hilada por hilada.

Insomnio.

Trabajo, fatiga, sosiego...

Secretos, los míos.

Fórmula de la creación del universo: pulpa de vida, huesos,cartilagos, fibras,

veneno,paraíso, metáfora, lenguaje, abeto, roble, fidelidad, vesícula, crímen, mito,

memoria, cuerpo, gestación, simulacro, sangre, dulces, frutas, drama, codicia,

ambiguedad, hilo, entrañas de mujer, ladrillos, alientos de antiguos dioses,

volca¬nes, praderas, crepúsculos, errores, dientes de perros.

Pulpa de vida.

Remotas existencias, roturas, uñas, estrictas precisiones, naufragios, pirámides,

cien mil millones de arios cuando abro los ojos, cien mil millones de arios cuando

sonrío, cien mil millones de arios cuando acaricio, cien mil millones de arios

cuando beso, cien mil millones de años...

Pulpa de vida.

Fórmula de la creación del universo: Disolución de todos los componentes básicos

en una cacerola cósmica de nueve millones de arios luz de diámetro. Revolver con

la mano izquierda limpia hasta que reviente la mezcla en un cielo azul insostenible

de manera que cada estrella se mantenga estable en su movimiento, agregar una

pizca de cuarenta y cuatro millones de toneladas de confianza en lo que hacen y el

viento estelar les acariciará los cabellos.

Cocinar a fuego lento del propio cuerpo. Toda humanidad abrazada alrededor de la

olla, sin bostezar, sin cansarse, sin quejarse, sin reclamar durante la cocción ...

¡Paciencia!

Plenitud y Venus aparecerá.

Rayos, tierra negra, ataúdes, domingos, misas, especies orientales, insurrecciones.

Poesía, sexo, instinto. Especificación de caracteres, doce mil millones de arios más.

Lenguaje, ritmo, música, luz, amor, arte, memoria, todo perfecto.

Sopa.

Fórmula de la creación del universo: Si todo resulta insípido, injusto, imperfecto,

con olor a guiso quemado. o con aspecto de catástrofe, y las tinieblas con

demo¬nios rojizos imprevistos en la fórmula original: repetir la operación hasta

lograr el punto adecuado.

Pulpa de vida, jugo, brebaje, comida, alimento, elixir, delicia, postre.

Soy tan sólo un Dios..., ¿Creen, acaso, que me parezco a un especulativo

destruc¬tor?

¿Cuándo reconocerán mi escala? ¿Cómo se acercarán a mi tamaño, a mi forma de

sentir, a mi alimento?

Yo no soy sordo a sus súplicas y ustedes tampoco son ciegos a lo que he creado.

Pero créanme que el diálogo entre nosotros no es fácil.

Lamento la dificultad, disculpen la imperfección de lo perfecto.

Soy tan solo un Dios.